martes, 15 de julio de 2008

El Derecho como instrumento


Trabajando en la administración uno tiene muchas veces la impresión de que el Derecho, las Leyes, la legislación, es un elemento que ha adquirido vida propia haciéndose dueño del devenir de las organizaciones públicas. Cuantas ideas innovadoras, cuantos deseos de cambio se han roto al chocar contra el dique de “la legislación no lo permite”. Por todo ello me ha resultado especialmente interesante escuchar de boca de Juan Ignacio Soto Valle, Secretario General de la Diputación de Girona y Presidente del Colegio de Secretarios, Tesoreros e Interventores de la Administración Local de Catalunya, la frase que titula este post: “El Derecho es un instrumento”.

Además, el foro en que lo ha dicho tampoco es baladí. Participábamos este viernes en una jornada en Barcelona promovida por la organización que aglutina las empresas de inserción de esa Comunidad. Su conferencia presentaba las novedades de la nueva Ley de Contratos en relación con la incorporación de cláusulas sociales, contratos restringidos y otros instrumentos jurídicos orientados a que las políticas públicas de contratación discriminen positivamente a estas entidades cuya razón de ser es apoyar los procesos de incorporación al mercado laboral de personas con especiales dificultades para ello. El planteamiento de tan relevante profesional sugiere con claridad que las leyes marcan un terreno de juego, un marco, pero el propio Derecho puede ser utilizado para encontrar fórmulas innovadoras, respetuosas con la Ley pero capaces de generar nuevas realidades que, finalmente, pasaran a ser recogidas en nuevas normas legales o en modificaciones de las existentes.

La propia historia de las empresas de inserción y de las cláusulas sociales es un buen ejemplo de ese planteamiento, pero ¡¡¡ cuantos hubieran deseado tener un Secretario como Juan Ignacio Soto Valle!! . A mi me recordaba planteamientos ya escuchados y teorizados en la transición democrática, cuando se hablaba del “uso alternativo del derecho”, pero eran otros tiempos….

1 comentario:

Germán dijo...

El Derecho es un instrumento con el que se pueden interpretar diferentes músicas; todo depende de las ganas de cambio del instrumentista.